PERÚ: una grata e inolvidable experiencia de Cooperación

      "El verano nos planteó otro país y realidad por descubrir: Perú. Fue posible a través del Programa Salongo de la FISC; que permite al voluntario realizar una labor de cooperación con la contraparte de alguno de los países en los que colaboramos. Fuimos Rodrigo Rubio, maestro de Educación Infantil de la Compañía de María de Logroño y Verónica, también maestra, los que vivimos esta aventura.

      Chepén, una ciudad costera situada en el norte, caracterizada por el bullicio de sus numerosos mototaxis, fue nuestro “hogar” allí. Lo más difícil de encajar fue el exagerado contraste entre la miseria y los últimos avances tecnológicos. Colaboramos con la Asociación de Desarrollo Social Lestonnac (ADSL), realizando tareas educativas en el colegio Parroquial y la Escuela de Niños y Adolescentes Trabajadores (NATS), cuyas realidades eran duras y complicadas. Este movimiento recoge y expresa la lucha histórica de 33 años por la dignidad de los niños, niñas y adolescentes trabajadores del campo y la ciudad defendiendo sus derechos y promoviendo la participación protagónica de toda la infancia peruana. En el Perú se calcula la existencia de 2 millones de NATS y a nivel mundial se estima 212 millones siendo la tendencia de crecimiento ante este contexto de crisis mundial. El rol que el adulto debe asumir en este proceso de organización es acompañarles, creer en sus capacidades y facilitarles el desarrollo de sus habilidades para expresarse y asumir su protagonismo.

      Además fuimos testigos de la fabulosa labor que realizan en un gran abanico de proyectos como: formación de mujeres líderes, promoción de distritos saludables, fortalecimiento de una cultura de paz…

      Coincidiendo con nuestra estancia, en un bonito pueblo de la sierra, se realizó un encuentro de formación de la red tutorial de docentes de los Departamentos de La Libertad y Cajamarca. Más de setenta profesores trabajaron por mejorar su labor de equipo durante tres intensos días, en un ambiente ameno y cercano. Nosotros aportamos dinámicas y otros recursos siempre con cercanía y optimismo.

      Destacar también el Servicio de la Defensoría Parroquial de Chepén, que ayuda a la población del valle del Jequetepeque Promueve el respeto a los derechos de niños y mujeres, que tan frecuentemente son vulnerados y lucha por ellos. Su labor es incansable y fundamental. Tuvimos la oportunidad de comprobarlo acompañándoles en su trabajo.

      Serían muchas personas a las que nos gustaría nombrar una a una por hacer de esta experiencia algo único por su simpatía, hospitalidad y ese folklore tan bonito y colorido que recordaremos siempre. Agradecerles a todos ellos lo compartido y aprendido juntos, y animarles a continuar trabajando por un futuro mejor con el mismo entusiasmo. Fue emocionante sentir a tantos kilómetros la huella de Compañía de María tan presente. ¡GRACIAS!."

 

RODRIGO RUBIO ESPINOSA

Voluntario FISC RIOJA